MUJERES EMPRENDEDORAS

24 junio, 2017

file2-2Cosmetólogas, artesanas, taxistas, peluqueras de animales, kinesiólogas, entre otras, son parte de las 37 mujeres que hoy se certificaron en la Escuela de Emprendimiento, organizada por el Servicio Nacional de la Mujer y la Equidad de Género (SernamEG) y ejecutada por la Corporación de Desarrollo de Arica y Parinacota (Cordap).
Las Escuelas de Emprendimiento buscan fomentar las habilidades teórico-prácticas que aporten al proceso formativo de las emprendedoras, visualizando las brechas y barreras de género que se manifiestan al desarrollar una actividad productiva independiente en un contexto predeterminado por la división sexual del trabajo, permitiéndole generar estrategias para superar estos obstáculos y dar continuidad y desarrollo a sus emprendimientos.
La ceremonia de certificación fue encabezada por la directora nacional del SernamEG, Laura Echeverría Correa, quien felicitó a cada una de las mujeres que se dieron la oportunidad de participar de la Escuela de Emprendimiento.
Karen Cabezas Zapata fue una de las emprendedoras que formó parte de la Escuela de Emprendimiento, su negocio es la cosmetología y según comentó, uno de los principales aprendizajes fue el haber podido calcular el costo de los productos y servicios que ofrecen, “algunas veces nos íbamos para atrás, ahora con esto sabremos cobrar como corresponde y lo más importante es la marca, que nosotras representamos lo que vendemos”, dijo.
Laura Echeverría Correa, directora nacional del SernamEG, explicó que estas iniciativas que están en el marco de la agenda de género de la Presidenta Michelle Bachelet, pretenden que las mujeres puedan incorporarse en mejores condiciones al mundo del trabajo remunerado, “entendemos que este mundo fue creado por hombres y para hombres, por lo que ha sido muy poco acogedor para las mujeres, y con estas iniciativas y alianzas que tenemos con las distintas instituciones públicas y privadas, logramos que 37 mujeres hayan adquirido tanto herramientas para desarrollar sus negocios, pero también para que pudieran descubrir talentos y capacidades que les permitirán dar un impulso mayor a sus iniciativas”, sostuvo.
Las mujeres participantes recibieron capacitación en temas como marketing, diseño, plan de negocios, elaboración de proyectos, además de poner énfasis en profesionalizar el emprendimiento, lo que les exigió poner en práctica elementos como: la empatía, la colaboración y la transparencia, sin dejar de considerar el contexto y las actuales tendencias, lo que significa “emprender con sentido”.
Sergio Giaconi Mozó, gerente de la Cordap, explicó que el ejecutar esta Escuela fue cumplir con la misión que tienen establecida, que es apoyar el desarrollo de la región, “y qué mejor que lograr el desarrollo a través del capital humano femenino, para que mujeres que recién están empezando a emprender se empoderen y tengan mejor acceso al mercado con sus productos”, dijo.